Saltar al contenido

7 Cualidades de las personas de espíritu libre

7 Cualidades de las personas de espíritu libre

En términos simples, un espíritu libre es alguien que se ocupa por vivir su vida al máximo, independientemente de cómo esta sea.
Esto no significa que ese alguien deba evitar sus obligaciones, dejar su familia detrás y/o desaparecer por meses. Esta versión de un espíritu libre te permite ser auténtico – con todas sus fallas y limitaciones – haciendo su mejor esfuerzo para vivir la vida a su máximo potencial.
A continuación te presentamos los rasgos que ejemplifican una persona de espíritu libre:

Confianza

Como un espíritu libre, usted sabe que es un ser completamente increíble (al igual que todos los demás), aunque no se siente así todo el tiempo.

Independencia

Toma las mejores decisiones para sí mismo, y no permite que los demás se lo impidan o lo restrinjan de hacer lo que desea. Pero eso si, es responsable de sus acciones y lo reconoce.

Positividad

Una persona de espíritu libre elige mirar al mundo de una manera positiva, independientemente de toda la negatividad que ve a su alrededor. Su vaso no está medio vacío o medio lleno – está totalmente lleno y va a continuar así!

Coraje

Como una persona de espíritu libre, no se aleja del cambio porque sabe que no hay nada más satisfactorio en la vida que ser capaz de mirar hacia atrás y decir “¡Lo conseguí!”

Determinación

La persona de espíritu libre no va a dejar de buscar sus sueños sólo porque los demás le dijeron que nunca lo conseguiría. ¡Usted sabe que puede con todo!

Resiliencia

La persona con espíritu libre se levanta cuando cae. Incluso cuando la caída es realmente grande, no le permite que le impide alcanzar sus sueños.

Autoconfianza

Quien posee un espíritu libre percibe que el mundo es un lugar de posibilidades ilimitadas, aunque no sea capaz de aprovechar todas estas posibilidades en este momento.


La cosa más importante a recordar es que no necesitas ser perfecto para ser un espíritu libre.

Todo lo que necesitas hacer es establecer la intención de vivir la vida con lo mejor que te permitan tus capacidades, y dedicarte a alcanzar las metas que son importantes para ti.

Te corresponde hacer los cambios necesarios en tu vida que te traerán la alegría y la exaltación que el universo nos reserva. Tu sendero es tuyo y de nadie más. Nadie puede seguirlo, excepto tú. Y eso, mi querido lector, es la posibilidad más liberadora de todas!