Saltar al contenido

Decreto para la abundancia

Decreto para la abundancia

La mejor manera de atraer lo que queramos a nuestras vidas, es decretándolo.

Decretar significa: resolver, decidir.

Recuerda que el poder de la palabra es infinito, la energía que nos mueve, tiene la fuerza de concretar todo lo que le pidas, así pues, mientras lees este decreto de abundancia, deberás concentrarte en tus más profundos deseos…

Concéntrate sobre todo en esos cambios que quieres realizar.

Visualiza siempre en positivo, teniendo una imagen clara de aquellas metas a las que quieres llegar…

Y mientras mantienes esa imagen en tu mente, ve experimentando como es que se siente tener toda esa felicidad y abundancia que deseas, cierra los ojos un momento y concéntrate en traer a tu mente todas aquellas imágenes de lo que quieres.

Pide con fe y da por sentado que ya es una realidad:

Repite en voz alta y di 3 veces el siguiente decreto:

“Por el poder de 3 veces 3

Por aquellos que van y aquellos que vienen

Por los vivos y los muertos

Por el poder de los 4 elementos

A mi alrededor todas las cabezas se giran, abriéndome paso, elimino los obstáculos.

Crece mi fuerza, soy energía, puro es mi pensamiento, atraigo lo que quiero.

El universo me otorga aquello que mas deseo.

Reina la abundancia, el amor, la salud y el dinero.

Gracias Padre-Madre, concreto esta mi sueño.

Danza mi corazón, mi espíritu esta contento!

Por el poder de 3 veces 3

Por aquellos que van y aquellos que vienen

Por los vivos y los muertos

Por el poder de los 4 elementos

A mi alrededor todas las cabezas se giran, abriéndome paso, elimino los obstáculos.

Crece mi fuerza, soy energía, puro es mi pensamiento, atraigo lo que quiero.

El universo me otorga aquello que mas deseo

Reina la abundancia, el amor, la salud y el dinero.

Gracias Padre-Madre, concreto esta mi sueño.

Danza mi corazón, mi espíritu esta contento!

Por el poder de 3 veces 3

Por aquellos que van y aquellos que vienen

Por los vivos y los muertos

Por el poder de los 4 elementos

A mi alrededor todas las cabezas se giran, abriéndome paso, elimino los obstáculos.

Crece mi fuerza, soy energía, puro es mi pensamiento, atraigo lo que quiero.

El universo me otorga aquello que mas deseo

Reina la abundancia, el amor, la salud y el dinero.

Gracias Padre-Madre, concreto esta mi sueño.

Danza mi corazón, mi espíritu esta contento!

¡Hecho está!

El Universo nos escucha atentamente cuando le hablamos, cuando le pedimos ayuda de corazón para comprender, tomar conciencia y evolucionar, recuerda que como energía, formamos parte del Universo y él forma parte de nosotros…

No te olvides de compartir este decreto, recuerda que entre mas repitas y compartas tus intenciones la energía se hace mucho más fuerte.